REDUCIR LA CONTAMINACIÓN EN ESTABLECIMIENTOS HOTELEROS

Todos los hoteles e industrias deberían plantearse un cambio de mentalidad y evaluar la eficiencia de sus equipos, sistemas y protocolos.

Los acontecimientos que se están produciendo en todo el mundo en la primavera de 2020 marcan el inicio del cambio de paradigma, sobre la higiene y la salud, en todas las estructuras de la sociedad, también en los hoteles.

Al lo largo de mis 43 años de experiencia profesional, he visitado cientos de hoteles e industrias con el fin de instalar equipos eléctricos de producción de calor de alta tecnología.  Algunas de estas visitas han sido ejemplos inspiradores de buenas prácticas. En particular, recuerdo la visita en 2010 a una industria de ensaladas en Navarra, donde el sentido de la higiene, la limpieza y las medidas anti-contaminación superaban el grado de excelencia. Más recientemente, a principios de este año 2020, visité una industria en Bristol (Inglaterra), y también me quedé fascinado con los protocolos de higiene y limpieza, así como con las medidas de seguridad del personal.

Para asegurar la asepsia en los procesos y mejorar el ambiente del aire para beneficio de las personas.

A continuación les voy a poner un ejemplo de cambio de mentalidad, que supuso una mejora importante en las condiciones de vida de las personas.

Se trata de  la situación que se produjo en Bilbao, a partir de la construcción del Museo Guggenheim,  en 1993. Bilbao era una ciudad gris y sucia, como resultado del desarrollo de la industria siderúrgica. Cuando vi por primera vez el proyecto del museo, me resulto extraño que apostaran por un edificio tan brillante en una ciudad oscura. Sin embargo, con el paso de los años, hemos podido ver la transformación que ha supuesto para la ciudad. Hoy Bilbao es una de las ciudades más limpias, dinámicas y alegres que conozco.

Guggenheim Bilbao
Guggenheim Bilbao

¿Qué es lo que ha sucedido?

Creo firmemente que el edificio del museo inspiró y movilizó a toda la población y las instituciones para cambiar la ciudad, y hoy en día los bilbaínos pueden sentirse orgullosos de haber llevado a cabo, en todos los sentidos, los cambios necesarios para tener una ciudad del siglo XXI, donde la estética urbana es un estímulo para vivir bien, para disfrutar de la vida.

En los hoteles, el cambio debería iniciarse sustituyendo las calderas de combustión

Son altamente contaminantes (olores, suciedad, ruidos y gases), por equipos eléctricos de producción de calor de alta tecnología ete, que además de mejorar la higiene y la limpieza producen los siguientes beneficios:

  • Ahorro en la factura de energía, más del 50%.
  • Ahorro en la factura de emisiones de CO2
  • Ahorro en los gastos de mantenimiento.
  • Son equipos que con una tecnología de vanguardia que continuará estando vigente dentro de 40 años.
  • La vida de los equipos es superior a los 40 años.
  • Ahorro por ausencia de paradas en la producción por averías.
  • Se instala un equipo junto a cada punto de consumo de calor.
  • Tecnología fácil de manejar y automatizar.

Estamos viviendo un cambio de paradigma en la producción de calor, y es vital que se sustituyan todas las calderas de combustión por equipos eléctricos de producción de calor de alta tecnología. El cambio se producirá progresivamente en los próximos años, y cada uno tiene que decidir si realiza los cambios ahora o lo deja para más adelante, valorando los perjuicios que le producirá el no haberlos llevado a cabo ahora.

En mi opinión, los cambios deberían llevarse a cabo lo antes posible, por el bien del negocio, para garantizar que el hotel está en armonía con el medio ambiente, reduciendo los gastos de energía y las averías.

En los hoteles hay otras tres cuestiones que se deben tomar en consideración, además de la sustitución de las calderas de combustión:

1.- Mejorar la renovación del aire en las habitaciones: durante el sueño las personas consumen oxígeno y producen CO2, si no hay renovación del aire en las habitaciones, se está perjudicando la salud de las personas por falta de oxígeno.

2.-Eliminar la contaminación electromagnética en las habitaciones: Por el cabecero de las camas pasan los cables de los enchufes y crean un campo magnético que perjudica el sueño y la salud.

3.-Procurar que todos los productos alimenticios que se sirvan en las zonas de restauración estén elaborados con ingredientes naturales, saludables y, de poder ser, locales: la alimentación sana es más barata y gratificante que la insana, y el consumo de productos locales beneficia la economía del entorno.

En establecimientos hoteleros, hay producción de calor para dar servicio de:

  • calefacción
  • agua caliente sanitaria
  • calentamiento de piscinas y spas
  • calor en las cocinas y lavanderías.Calderas Industriales Cero Emisiones by ete

En nuestra Web www.ete.es pueden ver las tablas de cálculo para seleccionar los equipos para el agua caliente sanitaria, las piscinas y el spa, para la calefacción, los técnicos de Thermic Electric Solutions, calculan la potencia en función de los metros cuadrados a calefactar, la temperatura interior y la mínima exterior en la zona. También pueden calcular los equipos de calor para la cocina y la lavandería, el consumo de energía mensual, para comparar con el gasto actual y ver el ahorro y la amortización de la inversión.

Los técnicos de Thermic Electric Solutions han realizado miles de estudios en hoteles e industrias, para modernizar y mejorar los procesos de calor y trabajan cada día en colaboración con las industrias para calcular y adaptar a cada proceso el equipo más económico, garantizando el servicio de calor y el consumo de energía por escrito.

En el mercado hay unos equipos eléctricos de producción de calor denominados bomba de calor-aerotermia, que tienen un rendimiento inestable y conllevan un gran riesgo de no dar el servicio de calor que necesita el hotel, lo que acaba obligando al establecimiento a instalar otros equipos para suplir la deficiencia.  Nuestros equipos garantizan un rendimiento del 100% durante toda su vida, que será muy larga. Fabricamos equipos eléctricos de producción de calor desde 1977.

Recuerden que a día de hoy, en 2020, la electricidad es la energía más económica y fiable, fruto de la implantación en todo el mundo de las energías renovables. La instalación de nuestros equipos en los establecimientos hoteleros supone invertir en un futuro mejor, más saludable y sostenible. Dentro del nuevo paradigma, los hoteles pueden incluso plantearse poseer su propia instalación renovable de producción de electricidad.

Entradas recomendadas